Si prefieres ver la web siempre en español, haz click aquí.

Electrificación

Electrificación: la solución más eficiente para descarbonizar la economía europea

La electricidad producida por energías renovables es la solución más eficiente y rentable para alcanzar los objetivos de descarbonización establecidos por la Unión Europea.

En el marco del Pacto Verde Europeo, la Unión Europea se ha fijado alcanzar la neutralidad climática para 2050. Con el fin de lograr este objetivo, ha incrementado su ambición para 2030, comprometiéndose a reducir las emisiones en al menos un 55% en comparación con 1990.

Para disminuir los niveles actuales de emisión de gases de efecto invernadero, debemos apostar por las energías renovables e impulsar el aumento del número de vehículos, productos o procesos que pueden electrificarse. Hoy, la electricidad producida por energía renovable es la solución más eficiente y rentable para conseguir estos objetivos.

 

¿Cuáles son los beneficios de la electrificación?

  • Energía más limpia. La electricidad producida por fuentes de energía renovables nos permitirá lograr un sistema de energía limpia.
  • Ahorro económico. El uso de instalaciones y aparatos eléctricos permite una mayor eficiencia energética en comparación con otros portadores de energía.
  • Hogares inteligentes. La digitalización de los dispositivos del hogar favorece el empoderamiento del cliente.
  • Mejor calidad del aire. Pasar de los combustibles fósiles a la electricidad permite mejorar la calidad del aire gracias a la reducción de emisiones contaminantes.
  • Independencia energética. La electrificación basada en renovables es sinónimo de independencia energética.

 

Electrificación por sectores: transporte, edificación e industria

La electricidad producida por energía renovable es la mejor opción para descarbonizar los usos energéticos de aquellos sectores que causan la mayoría de los gases de efecto invernadero. Estos son principalmente en transporte, la edificación y la industria.

El transporte: si queremos alcanzar las cero emisiones netas en 2050, el 60% de los vehículos vendidos a nivel mundial deben ser eléctricos para 2030. Por ello, desde Endesa X, trabajamos para facilitar el acceso a puntos de recarga a todos los conductores de vehículos eléctricos. Nuestro objetivo es alcanzar los 56.000 puntos de recarga operativos a cierre de 2023, sumando los de carácter público y privado.

El sector de la edificación representa un 40% del consumo de energía total y un 75% se produce a partir de combustibles fósiles, principalmente por el uso de la calefacción. Por ello, trabajamos para ofrecer a nuestros clientes soluciones digitales relacionadas con las instalaciones y el consumo de luz y gas. Desde Endesa X ofrecemos dispositivos inteligentes para gestionar de manera eficiente la calefacción, instalación de paneles solares y puntos de recarga para vehículos eléctricos.

Por su parte, las empresas del sector industrial, que transforman materias primas en productos de consumo, también deben centrar sus esfuerzos en reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. La electrificación directa de los procesos industriales deberá alcanzar el 37% en 2030 y el 46% en 2050 para cumplir con los objetivos europeos. Esto se podrá conseguir cambiando de combustible en procesos industriales como los del hierro y el acero mediante el uso de hornos de arco eléctrico. En los sectores difíciles de electrificar, se podrá recurrir a electrificación indirecta con hidrógeno verde o e-combustibles.

La electrificación de los usos finales tendrá que apoyarse en una generación de energía cada vez más descarbonizada, con una participación de la mezcla de energías renovables que aumentará al 60% para 2030 y al 84% para 2050. Por eso estamos haciendo un gran esfuerzo en el desarrollo de parques renovables y en la digitalización de la red. Para 2040, tenemos el objetivo de ser una empresa 100% descarbonizada.

“Para 2040, tenemos el objetivo de ser una empresa 100% descarbonizada.”.

Electrificación indirecta, otra gran aliada

Otra alternativa para la descarbonización de la economía es la electrificación indirecta. Para aquellos sectores “difíciles de reducir”, como por ejemplo la aviación o el transporte marítimo de larga distancia, es posible producir hidrógeno verde a partir de electricidad renovable y, con ello, obtener combustibles neutros de carbono en forma de gas o líquido.

Entre 2030 y 2050, el hidrógeno y la electrificación deben convertirse en nuestros aliados para reducir la mayor parte de las emisiones en la producción primaria y secundaria de aluminio. Según BloombergNEF, es posible reducir todas las emisiones del Inventario Nacional de Gases de Efecto Invernadero (GEI) en la producción de aluminio gracias al uso de hidrógeno para, aproximadamente, la mitad de las emisiones y gracias a la electrificación para un tercio.

Los costes de hidrógeno verde continúan siendo más altos que los del azul. Pero, estos deberían comenzar a bajar a medida que aumente la fabricación de electrolizadores. Monitorizar la evolución del mercado de hidrógeno verde es clave para identificar oportunidades de negocio adicionales y contribuir a la descarbonización en los próximos años.

Gráfica que representa la electrificación directa e indirecta por sector.
Gráfica que representa la electrificación directa e indirecta por sector.

Electrificación directa frente a indirecta por sector

Transporte

  • Vehiculos

Electrificación directa: sí

Electrificación indirecta: no

  • Naval

Electrificación directa: sí (Cold ironing)

Electrificación indirecta: sí (Larga Distancia Sistema de propulsión naval)

  • Trenes

Electrificación directa: sí

Electrificación indirecta: sí (Si directa no es posible)

  • Aéreo

Electrificación directa: no

Electrificación indirecta: sí

 

Edificios

Electrificación directa: sí

Electrificación indirecta: no

 

Industria

Electrificación directa: sí

Electrificación indirecta: sí (En sectores difíciles de reducir, H2 como materia prima y reemplazo para producir calor de calidad superior).

Inversión en infraestructura y redes de distribución

Las redes de distribución son esenciales para la electrificación y deberán ganar flexibilidad para garantizar la calidad del suministro.

La digitalización de las redes de distribución permite a los consumidores asumir un papel proactivo en el sistema energético y favorece modelos de consumo más eficientes y sostenibles.

Para alcanzar cero emisiones en 2050, serán muy relevantes las inversiones en las redes eléctricas. Por ello, en nuestro plan estratégico 2022-2024, 2.900 millones de euros irán destinados a la digitalización de la red, con el objetivo de seguir mejorar la calidad del servicio. 

Seguir leyendo sobre Plan de sostenibilidad

Inclusión de comunidades locales

Ver más
icono consejo Ir al consejo Icono facebook ir a Facebook Icono Twitter ir a Twitter Icono Youtube ir a Youtube Icono Messenger ir a Messenger Icono Linkedin ir a Linkedin Icono Instagram ir a Instagram Logo del enlace compartido ir al enlace compartido marca de verificación icono de marca de verificación icono de flecha hacia abajo icono de flecha hacia abajo anterior ir al anterior próximo ir al próximo icono de cerrar cerrar icono de añadir añadir icono de aumentar aumentar flecha oblicua mira de manera oblicua flecha hacia abajo flecha hacia abajo icono de buscador buscador icono de buscador buscador icono de compartir compartir icono de filtro filtrar icono de correo enviar correo icono de figura correo correo icono de teléfono teléfono icono de fax fax icono de imprimir imprimir icono de play play icono de usuario ir a la sección de usuario icono de error un error ha ocurrido icono de información Información Icono de me gusta Me gusta Icono de me gusta Me gusta Icono de no me gusta No me gusta Icono de no me gusta No me gusta Icono de reloj Reloj Icono de lámpara lámpara Icono de lista Lista Icono de mapa Ir al mapa Icono de teléfono Teléfono Icono de emergencia Emergencia Icono de pausa Pausar Icono de play Play Icono de cierre de sesión Cerrar sesión Icono de teléfono Teléfono