La revolución del coche eléctrico

La autonomía ya no es problema, súbete al 'Delorean' eléctrico

Vamos a trasladarnos al futuro a través de una máquina del tiempo virtual donde descubriremos una ciudad muy diferente, con unos hábitos y forma de vida cambiados. Algo así como Michael J. Fox en la inolvidable trilogía de los 80. ¿Cómo? Pues simplemente con el cambio hacia el vehículo eléctrico.

Veamos cómo será el DeLorean del futuro y cómo va influir en nuestras vidas. Pero en vez de contar con el simpático ‘Doc’, nos acompañarán expertos de diferentes áreas, para que podamos visualizar una España completamente «futurizada». Para entender cómo será el DeLorean eléctrico, primero entendamos qué aspectos rodean al vehículo eléctrico (VE).

El argumento más utilizado por los conductores de motor es que las baterías del VE tienen poca autonomía y que hay pocos puntos de recarga para coches eléctricosArturo Perez de Lucia, director gerente de AEDIVE, la Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso del Vehículo Eléctrico, responde a este problema: “La mayor barrera no es la autonomía de nuestro VE sino entender qué es un vehículo eléctrico. Existe el erróneo pensamiento de que hasta que un VE no tenga una autonomía de 180 kWh (lo necesario para recorrer España de punta a punta), no merece la pena. Pero nunca vamos a tener un vehículo con capacidad de recorrer 1.000 km sin repostar puesto que, aparte de que no es aconsejable conducir tantos kilómetros sin parar, eso implicaría tener una superbatería embarcada, con peso enorme y un coste enorme, algo completamente ineficiente”.

Y es que, en la actualidad, ya encontramos en el mercado coches eléctricos que tienen entre 300-400 km reales de autonomía (sin ser de gama alta), cubriendo la autonomía diaria de un ciudadano medio, que se sitúa entre los 30 y los 80 km. “Y además, se llega a casa con un 70% de batería restante”, nos comenta Arturo.

“La mayor barrera no es la autonomía de nuestro VE sino entender qué es un vehículo eléctrico”

– Arturo Perez de Lucia, director gerente de AEDIVE

Puntos de recarga en España para viajar

Pero, ¿y para viajar? El director de AEDIVE dice que: “Libremente y sin preocuparnos, ya se puede conducir por Europa. En España las infraestructuras de carga no se han reproducido con la misma efectividad que en otros países, pero desde empresas como Endesa u otras eléctricas ya han empezado a invertir eficientemente y los resultados se empiezan a notar”. Se estima que de aquí a finales de 2019, por cada 100 km haya una electrolinera. “Lo importante es que sepamos cambiar el concepto mental de lo que es la movilidad y entender que la principal recarga no son las electrolineras, sino la instalada en tu casa. Un VE irá a un punto de recarga exterior una o dos veces al mes de media”, añade Arturo.

Puntos de recarga en España para viajar

Y aunque en un futuro no muy lejano el principal reto de la ingeniería de motor sea desarrollar baterías más potentes, en torno a los 90 kWh (500 km de autonomía), el principal reto para que el ‘DeLorean eléctrico’ pueda ir hasta el fin del planeta sin preocuparse de nada está en construir diferentes infraestructuras de recarga lo más rápida posible en itinerancia.

Actualmente, ya podemos encontrar algunas en la isla de Mallorca, donde tan solo media hora puede ser suficiente para cargar las baterías a un 80% gracias a iniciativas de instalación de puntos de recarga por toda España, como el reciente proyecto CIRVE. Fuentes de KIA declaran que: “En lo referente al futuro de los coches eléctricos, para incentivar la compra de este tipo de vehículos y eliminar las posibles reticencias del comprador es necesario el apoyo gubernamental de forma continuada en el tiempo para promover la instalación de infraestructuras de recarga de vehículos eléctricos así como el desarrollo de autonomías competitivas por parte de los fabricantes”.

Pero no sólo vamos a hablar de infraestructuras estacionarias, porque existirán, también, las móviles. “Actualmente, ya se están probando los vehículos que tendrán embarcados un gran transformador, es decir, una estación portátil donde podrás recargar tu VE cuando lo necesites. Este vehículo tendrá varios surtidores e irán a demanda de las localizaciones más solicitadas que no cuenten con una electrolinera fija, como pueden ser un puente o salida. Este vehículo estará en ese punto determinado en una determinada franja horaria, esperando a que lleguen los coches que necesiten su servicio. Y como todo estará tecnológicamente conectado, el usuario sabrá que hay ahí un vehículo con el que puede recargar”, nos explica Arturo.

Proyectos para el futuro de las recargas rápidas

Desde Nissan nos explican que “otro tipo de carga inductiva será aquella situada debajo del pavimento, creada con energías renovables. Este sistema podría implementarse en las zonas urbanas de aparcamiento y permitiría al vehículo mientras esta estacionado mantener una carga constante y reducir el nivel de mobiliario urbano en favor del confort del ciudadano”.

El mismo concepto lo reiteran desde AEDIVE: “El futuro irá dirigido a que nuestro coche eléctrico lleve incorporado en la parte inferior un sistema que permita que, cuando pase por un lugar concreto, lea ese otro sistema que hará que tu VE se vaya cargando mientras circula, sin contacto alguno”.

Desde Endesa, entre otras empresas, ya estamos trabajando con sistemas de carga para coches eléctricos como la inductiva, como el proyecto firmado con el Centro de Investigación de Recursos y Consumos Energéticos (CIRCE), de la Universidad de Zaragoza cuyo objetivo principal es diseñar un sistema de apoyo a la recarga rápida del VE, que optimiza el uso de la energía, favorece el consumo de origen renovable y elimina los problemas que afectan a la red eléctrica. O nuestro proyecto de carga ultrarrápida para autobuses eléctricos junto con TMB que permite cargar el 80% de la batería del autobús en solo cinco minutos gracias a un cargador que se conecta a un pantógrafo instalado en el techo del vehículo. De hecho, si nos fijamos, ya se pueden ver sistemas parecidos en la Comunidad de Madrid, que cargan el vehículo durante las esperas. Por lo que, este eléctrico futuro ya es una realidad que está cada vez más cerca.

¿Sorprendidos? Pues esperad al siguiente reportaje, porque esto solo es el principio.

Imagen de la etapa 1 de la #eVuelta

¿Quieres volver a vivir la etapa 1 de la #eVuelta?

Descubre todo lo que ocurrió. Los protagonistas, sus mejores momentos, el recorrido, detalles sobre el coche y mucho más. ¿Te lo vas a perder?