Un 5% de los empleados de Endesa, en coche eléctrico gracias al II Plan de Movilidad Sostenible

Publicado el viernes, 1 de abril 2016

  • Otros 300 trabajadores de la compañía se sumarán al coche eléctrico, después de la primera edición del plan de 2015, en la que 158 empleados adquirieron un coche eléctrico de forma particular, el 10% del total de ventas de turismos eléctricos del mercado español.
  • Promover la movilidad eléctrica forma parte de la estrategia de Endesa como uno de los motores del cambio hacia un nuevo modelo energético más sostenible.
  • Endesa se plantea como objetivo para 2020 electrificar el 80% de su flota operativa y continuar promoviendo entre sus empleados la movilidad eléctrica en el transporte particular: se espera la introducción de aproximadamente unos 3.000 vehículos eléctricos.

 

Endesa ha lanzado la segunda edición de su plan de movilidad para empleados, denominado “Empleando nuestra energía para construir el futuro”, con el objetivo de que otros 300 trabajadores de la empresa se sumen al coche eléctrico de manera particular. El primer plan de la compañía, que comenzó en junio de año pasado y terminó en noviembre, logró que 158 personas adquirieran un vehículo eléctrico, lo que representa la venta del 10% del mercado nacional de vehículos eléctricos de uso doméstico. La sustitución de vehículos de combustión por estos 158 coches eléctricos supone evitar la emisión de 300Tn de CO2 a la atmósfera. Endesa apuesta por la electrificación de la demanda como camino para cumplir con los objetivos de la cumbre de París contra el cambio climático; en esta estrategia, la movilidad eléctrica es uno de los ejes principales.

Ventajas para los empleados

Esta segunda edición del plan de movilidad sostenible vuelve a incluir acuerdos con diferentes fabricantes de coches eléctricos, aunque es el empleado el que elige el modelo. El nuevo plan es más ambicioso que el anterior y se centra solo en vehículos eléctricos puros. La empresa vuelve a dar facilidades en la instalación de punto de recarga doméstico y da preferencia a los vehículos eléctricos en el aparcamiento en sus sedes corporativas.  Los participantes pueden optar de nuevo a un incentivo de Endesa por la colaboración en el plan y además seguirán contando con el apoyo de la oficina de proyecto ya creada el año pasado para atender todas las solicitudes.

El plan lleva asociado la instalación de infraestructura de recarga en las principales sedes de la compañía al servicio del empleado. En concreto, 22 puntos de recarga semirápida para que en caso de necesidad, se pueda recargar el vehículo en horas de trabajo. Además, las sedes sociales de Madrid, Barcelona y Sevilla cuentan con puntos de recarga rápida, que en menos de 20 minutos cargan el 80% de la batería.

Una flota electrificada

En el mismo marco estratégico y dentro de las medidas incorporadas en el Plan de Movilidad Sostenible y Segura, Endesa tiene como objetivo electrificar un 80% de su flota operativa para 2020, lo que unido al plan de movilidad para empleados podría llegar a sumar unos 3.000 vehículos eléctricos en la compañía.

Desde 2010, Endesa, en el marco de su plan de renovación de flotas, ha sustituido cerca del 30% de los vehículos de combustión de corto recorrido por vehículos híbridos y eléctricos. La compañía ha multiplicado por 4 el número de vehículos eléctricos puros en flota en los últimos seis años y va a incorporar otros 32 de aquí a final de año, con lo que acabará el año con 86 vehículos eléctricos puros.

Endesa cuenta también desde 2008 con la mayor flota de vehículos híbridos de España para su red de ventas: 420. Sólo con esta iniciativa, la empresa ha conseguido dejar de emitir a la atmósfera el equivalente a la capacidad de absorción de 28.800 árboles. Cada vehículo de estas características emite una tonelada de CO2 menos al año que un automóvil de motor diésel.

Una movilidad sostenible, segura y electrificada

La movilidad sostenible, segura y electrificada es una pieza clave para luchar contra el cambio climático. Endesa ha apostado decididamente por ella, a través de su Plan de Movilidad Sostenible y Segura 2014-2016 que alcanzó en 2015 un grado de cumplimiento del 80% e incluye 21 medidas dirigidas a sus empleados, flotas, proveedores y clientes, promoviendo la reducción de la necesidad de desplazamiento (teletrabajo), el impulso de modos de transporte distintos al vehículo privado (tarjeta transporte, carsharing), y en caso de ser necesario el uso del vehículo privado, la potenciación del vehículo eléctrico, tanto por parte de empleados, como flotas, proveedores y clientes y la introducción de medidas de eficiencia y seguridad en la movilidad.